Cuentacuentos Doce

Me he tragado una canción. Estoy convencido de que así lograré absorber en mí la música, y al final, hablar cantando. Con una canción en mí, no habrá texto que no pueda corear ni palabra que no reverbere. Voy a inundar la vida de canciones, voy a cantar en los juicios y en el mercado, en el dentista o en los entierros. Ya comienza a hacer efecto. Ya lo noto… pero esperad, es muy curioso, creo que me han empezado a faltar los tonos de pronto ya no existen melodias con las que matizar lo que cuento no hay inflexion posible en el mensaje no hay significado entre lineas ni bajo ellas ni a los lados porque ya no hay graves ni agudos y encima no para ahí la cosa que tambien se me esta diluyendo el ritmo hasta el pun to en que i gua la das ne gras y blan cas en for za do mes ti za je a ho ra to do el len gua je es gris las pa la bras se con fun den pier den su i den ti dad su je rar quí a dios mi o y su va lor y pa re ce que a un no tie ne su fi cien te y de pron to la in ten si dad del so ni do la pro pia vi bra cion so no ra se des va ne ce no hay re so nan cia ca paz de ha cer lle gar la pa la bra mas a lla de mis la bios y fi nal men te in clu so e so ha de ja do de im por tar cuan do has ta las con so nan tes han co men za do a de sa pa re cer que dan do so lo ai re ex pi ra do ya sin fuer zas pa ra se guir y ni si quie ra pa ra vo mi tar es ta can cion que se ha lle va do los so ni

Water day

Domingo 20 de abril. Un día impresionante, salvaje, impredecible, brutal, maravilloso. Cometazo en la cabeza, cortesía de un kiter, y al final una hora de inexplicable viento de poniente, a solas con el mar, el viento y la turbulenta puesta de sol.
Gracias a Hannes por la foto.

Earth Day

Acabo de enterarme de que hoy es el Día de la Tierra. Una oportunidad para que todos aquellos que no dediquen cada día un pensamiento positivo hacia el planeta (con nosotros dentro), lo hagan al menos una vez al año.

Si pensáis algo al respecto, podéis pasaros por un simpático mapa que han abierto los de Google para que cada uno exprese, con un video o con un texto, su mensaje, reflexión o lo que sea.

Yo he añadido el mío, muy breve, que debería aparecer un día de estos. Pensadlo un poco y veréis que tiene sentido:

Vive como si este ya fuera ese mundo mejor.

Servir, valer

– Mierda, ni para animar sirvo…
– ¿Tú? Tú no me sirves para nada.
– Jo…

– Venga, no seas tonta… A mí me vales aunque no me sirvas.

Hoy me ha apetecido hacer un post “a lo eMe”, en plan minihomenaje a un blog en el que he pasado (y sigo pasando (y seguiré pasando)) muy buenos ratos.

Receta sencilla para dos

Una miríada de palabras comunes sin usar, silenciadas.
Un roce, maduro y tierno.
Un poco de sal de sudor o lágrimas.
Un fragmento cristalino de sonrisa.
Dos tacitas de té llenas de alma líquida, tibia.


Cocer a fuego lento durante unas breves eternidades y a continuación quemar en un único e interminable instante.

Dejar reposar a la luz de una estrella fugaz.

Rescatado de un comentario en un viejo tema de un remoto foro…

Lightness

Uno de los trabajos más interesantes que he hecho en estos meses pasados ha sido la modelización de estructuras singulares (concretamente, estructuras ligeras/tensadas) mediante maquetas. Maquetas, sobre todo, que funcionasen de la misma forma (salvando la escala) que el proyecto original.

La que veis abajo es un modelo de la Needle Tower II de Kenneth Snelson, uno de los “padres” de la tensegridad (junto con B. Fuller), y la hice como primer ejercicio para el curso de Proyectos de Estructuras Singulares. Se trataba de hacer un modelo para entender la forma de funcionar de estas estructuras, formadas por elementos discontinuos que funcionan a compresión pura unidos por líneas continuas de tracción.

La maqueta está realizada con tubos de aluminio de 4mm y conectores de acero inoxidable con un tornillo para fijar los cables (estos conectores son el mejor detalle de la maqueta). Los cables en sí son de nylon de 6 Kp de resistencia. En el interior de los tubos se aloja un sistema de rosca oculta que permite alargar varios milímetros cada barra sin que apenas se note exteriormente, con el fin de dar a los cables la tensión adecuada: a igual longitud de cable, más longitud de barras significa más tensión.

Lo mejor es que realmente funciona, los elementos comprimidos se mantienen perfectamente en su sitio, como flotando, y aunque la maqueta se ponga de lado o boca abajo sigue funcionando con el mismo principio estructural (autotensionado) y mantiene su forma. Eso sí, como se destense un poco, se mueve como un flan.

Esta maqueta estuvo en la exposición Lightness: Estructuras ligeras, ubicada en el Colegio Territorial de Arquitectos de Alicante, y de la cual he dejado el folleto en LittleBox>Design. Con el montaje de luces que hicieron, las maquetas, todas de madera, tela blanca y metal, quedaron francamente bien. La exposición fue un éxito, hasta el punto de que ahora mismo las maquetas van rumbo a Madrid para ser expuestas no se bien dónde…

Os dejo una foto parcial de la instalación:

La segunda parte del curso consistió en desarrollar una estructura propia con los conocimientos adquiridos en el primer modelizado, también con resultados interesantes… pero esa es otra historia y será contada en otro momento.

Fotos 1 y 5 (nocturnas): Jorge Toledo
Fotos 2, 3 y 4 (diurnas): Pablo Coquillat